Un mes loco

Ha sido un mes loco
se me olvidó como hablar

aprendí a salir de mi cuerpo sin querer

a confundir quemaduras con caricias

a mirar al sol fijamente

a desbordar ríos en mi cama

tomando transilium con caronte

agujereando días en estado de larva

 

ha sido un mes loco

de lápidas y humo

de ansiedad y miradores

de saleros derramados

de metástasis en autobuses

de principio y fin de un ciclo

una nueva era

una nueva acera que pisar

un viejo pueblo que se me hace nuevo cada cinco minutos

un viejo cuerpo que descubro cada 7 segundos

 

ha sido un mes loco

Anuncios
Esta entrada fue publicada en Uncategorized. Guarda el enlace permanente.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s